logo
Blog TODO SOBRE LA ENFERMEDAD
CELIACA
Menu Blog
  • 14 Noviembre 2013
  • 164
El gluten y el Autismo

Existe un interés creciente en la relación entre el autismo y los problemas gastrointestinales. Algunos estudios han mostrado una conexión entre el sistema gastrointestinal y el cerebro que pudiese ayudar a explicar y tratar el autismo. Por años se ha indicado que los niños autistas tienen problemas con las funciones intestinales; los padres reportan que sus hijos sufren diarreas frecuentes, estreñimiento y que no pueden tolerar muchos alimentos.

Algunas personas sienten que una dieta sin gluten y sin caseína mejora los síntomas del autismo. El gluten es un tipo de proteínas que se encuentran en trigo, el centeno y la cebada. La caseína es una proteína que se encuentra en la leche. Quienes proponen la dieta sin gluten, creen que las personas con autismo tienen agujeros en el intestino, que hacen que parte del gluten y la caseína entre al torrente sanguíneo y afecte el cerebro y el sistema nervioso central. La creencia es que esto puede conducir al autismo o magnificar sus síntomas.

algunos niños con autismo sienten alivio de los síntomas cuando siguen una dieta sin gluten y caseína pero no todo los expertos coinciden en que los cambios dietéticos mejora los síntomas ni todos los deportes muestran resultados positivos

Hay que destacar que muchos de los efectos positivos a raíz de cambios dietéticos reportados por la prensa y en páginas web sobre el autismo, son fundamentados en reportes anecdóticos. Hasta la fecha, estudios controlados científicamente no han probado que es tratamiento sea efectivo. Claramente es necesaria una mayor investigación en este campo.

Una vez más, antes de considerar cambiar la dieta de su niño, consulte con su profesional de salud sobre los tratamientos para el autismo y sobre quién puede servir de recursos para las estrategias nutricionales alternativas. Pueden presentarse efectos secundarios y posibles deficiencias nutricionales cuando una dieta de eliminación es auto prescrita; ello sin mencionar la carga adicional que se agrega la familia al llevar una dieta especial.

(fuente original: Cocina al Máximo, primavera 2012)

Dejanos tu opinion
comentarios (0)