logo
Blog TODO SOBRE LA ENFERMEDAD
CELIACA
Menu Blog
  • 27 Marzo 2016
  • 342
La Enfermedad Celiaca hoy, en México

México tiene una población de casi 120 millones de habitantes, de los cuales se estima que, potencialmente, el .68%, (816 mil mexicanos), están en condición de celiacos; solo el 9% de éstos, (73 mil 440), han sido diagnosticados y el 2% (mil 468) se supone son celiacos refractarios o que no responden a la Dieta sin Gluten.

Las anterior cifras dejan ver que la enfermedad celiaca afecta a por lo menos, en su promedio, a 1:147 (uno de cada ciento 47 personas) y crece a un promedio de 10 por ciento cada cinco años, como resultado de una mayor concientización médica sobre el diagnóstico y tratamiento que debe seguir una persona en esta condición.

La enfermedad celiaca, es una condición humana caracterizada por la intolerancia a parte de las proteínas de cereales como el trigo, la cebada y el centeno, así como otras variedades de trigo, como la spelta, escandia, semolina, triticale y kamut, conocido como Gluten.

El consumo de gluten en estas personas puede causar trastornos que van de leves a severos, que lo pueden llevar a estados de salud graves, incluso hasta la muerte si no son atendidos adecuadamente.

Parte de esos trastornos se asocian con otros de enfermedades autoinmunes caracterizadas por síntomas gastroenterológicos, intestinales, del sistema nervioso, psicológicos e incluso de diabetes y síndrome de down.

En México, poco se ha hecho para atender a los Celiacos. No hay Ley que los proteja ni norma que obligue a las instituciones médicas, por decir lo menos, a su atención adecuada.

Para conocer si una persona es celiaca o no, hay que realizar una serie de pruebas serológicas, tras advertir la presencia de ciertos síntomas que pueden confundirse fácilmente con cualquier otro tipo de padecimiento gastrointestinal, lo que dificulta su diagnóstico.

Cuando una persona está en presencia de dolores intensos de estómago, inflamación del vientre, diarreas constantes, cansancio extremo, gases, cambio de estado de ánimo, pérdida de peso, crecimiento lento, salpullidos con picor, desgaste de esmalte dental, dolores de cabeza, entre muchos otros, hay que descartar enfermedad celiaca.

Para ello, es necesario realizar las pruebas de laboratorio conocidas como:

Anticuerpo antiendomisio IgA (IgA AEM; la más alta exactitud diagnóstica)
Anticuerpo IgA antitransglutaminasa tisular (IgA tTG)
Anticuerpo IgA antigliadina (IgA AGA)
Anticuerpo IgG antigliadina (IgG AGA)
Con estas pruebas es posible saber si estás en presencia de enfermedad celiaca. Para realizarlas deberás tener una dieta común y corriente, con contenido de gluten, ya que de lo contrario el resultado nunca será certero ni confiable, para lo cual, entonces, habrá que realizar una endoscopía intestinal y tomar muestras de la parte baja del intestino delgado.

La realidad en México es que poco se ha hecho para ayudar a la atención de los celiacos. El Sector Salud no tiene una política al respecto. El Congreso de la Unión no ha atendido las propuestas que le hemos hecho a través de diversas fracciones parlamentarias. La COFEPRIS, dependiente de la misma Secretaría de Salud no ha hecho caso de nuestra demanda de reconocimiento de las asociaciones celiacas y mucho menos de las acciones que emprenden.

Celiacos de México, una Asociación Civil, constituida legalmente en 2013, pero con antecedentes desde 2006, ha trabajado intensamente para tratar de llegar a las instancias necesarias sin éxito hasta ahora; sin embargo, emprendió por iniciativa propia, tareas para que las empresas comiencen a certificar sus productos y de esa manera tengamos en México alimentos etiquetados sin gluten, con la garantía de cumplen con las normas establecidas para tal efecto por parte de la Organización Mundial de la Salud y de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO).

Además, ha establecido relación estrecha con los especialistas e investigadores en la materia tanto del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición, Salvador Zubirán (INCMNSZ); de la Universidad Veracruzana; del Centro de Investigación y Desarrollo de Hermosillo, Sonora; de la Universidad de Sinaloa.

Ha logrado establecer relaciones de afinidad con empresas surtidoras de productos libres de gluten, que coadyuvan a acercar este tipo de alimentos a quienes los requieren y necesitan y no pueden comprar por los altos costos de los mismos.

México tiene el potencial para producir sus propios alimentos. Lo estamos haciendo y existen ya varias marcas en el mercado, solo falta meterlos en norma y certificarlos a todos para que haya garantía para quienes realmente los necesitan.

Un problema surgido a últimas fechas es la moda que ha impuesto “personalidades” de medios del espectáculo del deporte, que al adoptar una Dieta sin Gluten, sin necesitarla, propician que la gente se vaya por ese lado, se deslumbre con el espejismo de la ignorancia y asuma este tipo de dieta, lo que independientemente de encarecer aún más los productos, provocan que surjan empresas que por cuestiones comerciales y mercantilistas ponen su leyenda de libre de gluten, sin saber siquiera lo que esto significa ni lo que implica para la salud de esos más de 800 mil celiacos que hay en el país.

Estamos a tiempo de avanzar; de lograr grandes cambios.

Dejanos tu opinion
comentarios (0)